CUBA ABRE POSIBILIDADES PARA EL CRECIMIENTO DE LA ACTIVIDAD MARÍTIMA DE PANAMÁ

El Presidente de la República de Panamá,  Juan Carlos Varela y el administrador de la Autoridad Marítima de Panamá, Jorge Barakat Pitty, visitaron la hermana república de Cuba, con el fin de observar el proyecto marítimo logístico y compartir con las autoridades sobre este proyecto.

La terminal de contenedores del puerto de Mariel, en Cuba, aspira a convertirse en un puerto de importancia de la región,  favorecido por la ampliación del Canal de Panamá. Las autoridades cubanas, comprenden el impacto y la importancia de la expansión de la vía acuática panameña, además de la  oportunidad que ofrece a los demás centros portuarios de la región de captar la carga que se embarcará y desembarcará de los puertos panameños en el Atlántico.

Barakat  Pitty señaló que este desarrollo permitirá  a las empresas panameñas que brindan un servicio a las industrias marítimas auxiliares, poder establecer operaciones desde el puerto Mariel para completar las operaciones en la región.

La Autoridad Marítima de Panamá desde el año 2007 mantiene con Cuba un acuerdo de cooperación, el cual estamos en proceso de renovación  para ampliar su alcance a varios temas de competencia de Puertos e Industrias Marítimas Auxiliares y de la Gente de Mar.

Este acuerdo de cooperación marítima actualmente se encuentra en su fase de culminación con la Embajada de Cuba. Con este acuerdo las partes pretenden fomentar las relaciones comerciales de sus industrias marítimas.

Con esta iniciativas de llevar empresas marítimas panameñas para que puedan tener operaciones en la zona de desarrollo económico de Mariel,  incrementaremos el potencial del hub del clúster marítimo panameño para internacionalizar sus servicios y complementar el apoyo a los empresarios panameños que exportan bienes y servicios actualmente a la república de Cuba, por lo cual reduciremos  con esto el costo de los fletes  de los puertos panameños del Atlántico hacia  la república de Cuba logrando un beneficio  económico tanto para ambos países.

La reactivación de las relaciones diplomáticas entre Estados Unidos y Cuba,  augura un mejor futuro económico para la isla y Latinoamérica.